Cómo un paseo en tren para observar las estrellas está impulsando el turismo en zona rural de Nevada

Esta nota fue traducida al español y editada para mayor claridad a partir de una versión en inglés que aparece en de The Nevada Independent.

En una fría noche de otoño, un conductor de tren quien lucía un sombrero de punta plana y un saco con botones dorados, respiró hondo y pronunció su saludo habitual.

“¡Todos a bordo!”.

El anuncio generó que se pusieran manos a la obra en la estación de ferrocarril del Norte de Nevada en Ely, donde a mediados de octubre de este año, un grupo de agentes de viaje de origen chino formó una fila.

Todos abordaron los vagones de pasajeros que estaban iluminados con luz roja para partir con destino a una zona desértica afuera del Parque Nacional Great Basin. Tenían la esperanza de ver un cielo nocturno despejado, sin contaminación lumínica y repleto de estrellas.

Hace unos años, una escena como esa en Ely, cuya población es de 4,000 habitantes, pudo haber parecido descabellada. Pero ya no es así. Lo que comenzó como una idea novedosa se ha convertido en bonanza económica para este pueblo minero.

“Todos estamos sorprendidos”, dijo Mark Bassett, presidente del Museo del Ferrocarril del Norte de Nevada, que opera el Tren de las Estrellas de Great Basin. “Para nosotros, es salir, y ver las estrellas. Eso es lo que vemos. No sabíamos que el 85 por ciento de las personas en este país no puede ver las estrellas”.

Un grupo de viajeros de origen chino observa el cielo nocturno durante un viaje del Tren de las Estrellas el miércoles 16 de octubre de 2019. (Foto: Jeff Scheid / The Nevada Independent).

Génesis

La idea de crear un paseo como ese, se le ocurrió a Bassett hace unos cinco años, cuando escuchó que un visitante del museo se lamentaba de la lejanía del Parque Nacional Great Basin, que cuenta con certificación como Parque Internacional de Cielo Oscuro

Bassett pensó que otros podrían opinar igual, por lo que se puso en contacto con el parque para iniciar una colaboración: Él pondría el tren, si el parque proveía guardabosques que ayudaran con la parte de la astronomía.

Llegaron a un acuerdo y así fue como el tren empezó a ofrecer paseos ocasionales transportando a pasajeros hasta un rincón del desierto, donde los esperaban guardabosques y un telescopio.

El concepto de viaje en tren con temática específica no era nada nuevo en Ely. El Ferrocarril del Norte de Nevada ofrece varias excursiones. Por ejemplo, el Tren Fantasmagórico, de los Renos Voladores de Santa Claus, y un paseo enfocado en la geología de la zona. 

El interés por el tren de las estrellas fue aumentando y se agregaron más paseos cada año. La cadena televisiva CBS News visitó Ely en 2016 para grabar un segmento que salió el día de Navidad; lo que generó visitas al sitio de Internet del Ferrocarril del Norte de Nevada. 

Para marzo, todos los viajes de 2017 en el Tren de las Estrellas ya estaban reservados, dijo Bassett. Para los siguientes dos años, los boletos también ya estaban agotados.

Otros medios de comunicación también hicieron reportajes. CBS News transmitió otra nota, lo que resultó en que a principios de agosto las líneas telefónicas del museo se saturaran a eso de las 4:45 a.m., hora en que los turistas de la Costa Este hacían esfuerzos por reservar su paseo.

Bill Holht, conductor del Ferrocarril del Norte de Nevada, observa las vías durante un viaje del Tren de las Estrellas el miércoles 16 de octubre de 2019. (Foto: Jeff Scheid / The Nevada Independent).

Efecto económico

Los 18 paseos del Tren de las Estrellas de Great Basin programados para el 2020 — los viernes de mayo a septiembre — ya se vendieron. 

Cada viaje tiene cupo para 100 personas, y como las entradas cuestan $41 dólares por adulto, la excursión puede generar hasta $4,100 por noche. Si se multiplica por 18, el ingreso, sólo por boletaje, podría superar los $73,000.

Las autoridades locales de turismo estiman que el 80 por ciento de esos clientes pasan la noche en el área. La ocupación en hoteles fue de entre 80 y 100 por ciento este verano, dijo Kyle Horvath, director de turismo del Condado White Pine. 

Horvath estimó que el impacto económico de las excursiones del Ferrocarril del Norte de Nevada, incluyendo el Tren de las Estrellas, es de $2.5 millones al año sumando una noche de estancia.

Bassett, quien ha sido presidente del Ferrocarril del Norte de Nevada desde 2002, se muestra optimista ante la posibilidad de que el interés por el paseo en el Tren de las Estrellas se sostenga. 

La cifra anual de pasajeros del ferrocarril era 6,000 cuando comenzó, pero creció a 16,000 el año pasado.

Mientras las luces brillantes de Las Vegas atraen a millones de turistas cada año, dijo Bassett que el cielo oscuro de Ely puede tener sus propios visitantes.

“Sobre todo en el Oeste, cada ciudad tiene montañas. Cada ciudad tiene un lago para pescar. Cada ciudad tiene caminos para andar en bicicleta”, dijo. “Pero Ely es un lugar muy afortunado porque tenemos un cielo oscuro. Y ser capaces de llevar esto a la práctica es aún más fuera de lo común“.

Horvath describió el potencial turístico de la región de otra manera:

“En este momento, en Ely, es como si el cielo fuera el límite”.